viernes, 31 de julio de 2009

Siesta



La modelo duerme en el suelo

el suelo estalla como una mandarina madura

los cristales reflejan diapasones mudos

un caballo grita como si le faltara el aire

la montaña crece cada día un poco.


Símbolos que acuchillan bolsas de oxígeno

flor que atenaza bordeando el pecho

la mujer corta el pelo a cada uno de los perros

un redskin se ajusta en las muñecas crecepelo

los labios transpiran gotitas de caramelo.


el suelo sigue estallando a cada momento

ojos pintados de azul con la raya al medio

Mis dedos no son mis dedos, son dedos tuyos

hoy ya no es hoy, es un ayer, es el futuro.

jueves, 30 de julio de 2009

Sentidos


Manos que palpan fragancia pura

en una tarde de sol cualquiera,

venas que chocan contra si mismas

apenas rozan la sal,

la marea.


Ojos que rompen fragosos montes

en un abrir y cerrar de ojos,

yemas que trocan aire en sonidos

apenas invocan la luz,

el asomo.


Bocas que andan feliz prestancia

en un alarde de anarquía,

uña que vuela entre rosales

apenas siente la mies

la apofonía.

miércoles, 29 de julio de 2009

Abrojo



Hojas que se esconden tras la pared,

secas llovieron breves sin tino,

aspiran aire mientras sueñan volver

rasgadas por letras,

plenas,

bravío.


Mano que rota ansía una rosa,

chimenea vacía, humo sin dueño,

paseos descalzos por la misma Roma

cargada de olores,

bornes,

nexos.


Verano que muere cada mañana,

espigas añiles, faroles romos,

la breve cintura musita tres migajas

caídas entre tumultos,

prunos,

abrojo.

martes, 28 de julio de 2009

Perlas de fuego

Detalle del "Descendimiento" R. van Weyden


Todas salieron ya,

se derramaron en completa quietud

se derrocharon en tremendo silencio

se volcaron en pulmones de hielo.


Cada una enseñó una verdad,

cada una volcó un empeño,

cada una soñó que no era,

todas profanaron con denuedo.


Sellaron la flor de tu piel

sin desahogo certero,

pasearon trémulas por tus labios

sin permiso,

sin consuelo.

lunes, 27 de julio de 2009

Ausencia, presencia



El hueco de tu presencia se ahuyenta

de si mismo,

por ratos desapareces tanto

que ni tú misma te intuyes.


Tus manos estiran cepillos de nacar,

instantes cautivos

que deshaces acariciando colores

surgidos entre la espuma del tiempo.


Vuelves a tu incorpóreo empaque,

no te diste cuenta

pero vagabas sólo tu sabes donde;

mientras,

tu figura era todo perfil.

domingo, 26 de julio de 2009

Dos memes




Esta semana se acordaron de este servidor de ustedes dos personas especiales para pasarme ambas meme distintas. Uno, cumplidor, pasa a hacerlas después de hablar un poquito de cada una de las personas que me pasaron el recadito.

HADALUNA, persona muy muy muy romántica. Esconde su romanticismo en poesías llenas de pasión, de entrega, de energia positiva, de vida. Ha sido todo un placer el haber descubierto su espacio. Visitadlo, merece la pena.

Paula Bera, ¿qué más decir de ella que aún no haya dicho? Soalmente aportaré una cosa: lleva desaparecida del blog desde el lunes 20, problemas de conexión al parecer, se la extraña.

Y al grano, empezaré por la meme más cortita, la de Paula.

Bien, según la regla de este premio, debo buscar un libro que esté leyendo (si no estoy leyendo ninguno, agarrar cualquiera!!!!) y abrir en la página 161, buscar la 5ta frase y copiarla completa.

Libro: Migajas sentenciosas, de Quevedo. Ed. Círculo de Lectores Ed.:2004

“El bueno más deja de vivir en una hora que vive más, que viviera en muchos años más que viviera”

Es uno de los libros que tengo en la mesita de noche y que leo muy a menudo.


Ahora paso a la meme Honestidad, la de Hadaluna:

Las reglas

nombrar a quien te lo concede, decir 10 cosas honestas de mi vida y mi persona

Primero debemos centrar el término honesto, según el Diccionario:

honesto, ta.

(Del lat. honestus).

1. adj. Decente o decoroso.

2. adj. Recatado, pudoroso.

3. adj. Razonable, justo.

4. adj. Probo, recto, honrado.

Temo repetirme con algún meme que ya he leído pero bueno las cosas son como son. Aclaro que los puntos no están colocados por orden de importancia, surgieron en este orden:

  • Tengo muy clara mi escala de valores, y la importancia de las personas en mi vida. Sé quien es fundamental para mí y procuro ser fundamental para esas personas. Hablo de mi mujer y mis hijos, obviamente.
  • Mis padres y mi hermana son una piedra sin la que mi casa caería. Son súper importantes en mi vida, su opinión cuenta de verdad.
  • Odio la mentira y el engaño. Nunca miento a nadie y peco de crédulo; la primera vez aclaro. Aplico el dicho: “la primera vez que te engaña alguien es culpa suya, la segunda tuya”
  • Tengo en alta estima el concepto de amistad. Para mí un amigo es alguien muy especial, por eso detesto a las personas que juegan con ese concepto.
  • Procuro hacer cosas reales contra la injusticia que me rodea. No me quedo en la queja, en la conversación. Hago cosas concretas contra lo que considero está mal.
  • Adoro, hasta la necesidad física, mi barrio, mi pueblo, mi gente con la que me crié, etc. No puedo vivir sin tener presente de donde vengo. Recuerdo constantemente mi origen respecto a lo social y respecto al sitio concreto.
  • Creo en el pensamiento positivo, firmemente. Si realmente queremos algo con convicción lo acabamos consiguiendo, claro sin olvidarnos de luchar por ello. Parados y quietos pocas cosas se consiguen.
  • Amo los animales y estoy involucrado activamente en la lucha por una vida más digna para ellos. Aparte de tener dentro de “casa” unos cuantos, todos (mi mujer, mis hijos y yo) somos activistas pro derechos de los animales.
  • Procuro ser honesto conmigo mismo. Algo que no es nada sencillo.
  • Nunca, nunca he robado. Ni directa ni indirectamente. Jamás he abusado de una posible posición privilegiada en el trato económico con los demás. Valoro mi esfuerzo en una cantidad y esa sólo puede bajar nunca subir, siempre dependiendo de las circunstancias que rodeen el tema.
Y cY como siempre no nombro a nadie, si alguien se anima son todo suyos.

viernes, 24 de julio de 2009

Momento



Mar amarillo salpicado con verdes

caminos sin huellas

bolsos en bandolera

camisetas de rayas bordadas al suelo

nubes

un árbol

tinteros de hierro,

no quiero humildes violetas

escondidas entre la hierba

prefiero leonas con filos de acero.

Animales con garras y alas

funambulistas de lo eterno

saltimbanquis beodos

bibliotecarios incultos

ingenieros con boina

retratos de lo impensable

soldados de alambre

compases que no abren,

no quiero lágrimas y pañuelos

escondidos entre satenes

prefiero caricias que lleguen dentro.

jueves, 23 de julio de 2009

Masticando



Intento establecer un sistema que funda

mis ganas de dar gracias

con

mis ganas de dar vida.


Perezco una y mil veces en el intento;

no sé instaurar ciudades

que sueñen en la estirada roca

con

mil y un pájaros reflectados en

la nieve de las cumbres,

con

el río en el que nunca me bañe

y refresca mi sed

con

la navaja que hurga tras centellas

radiales y profundas.


Moriré si es preciso pero lo lograré.


Perezco una y otra vez

delineando rosas en paredes

a las que se asomó un miniaturista

en noches de insomnio

alumbrado sólo por un candil,

masticando la penumbra.

Levantaré los adjetivos del socarrado suelo

y recordaré mientras tanto

que es tiempo de nervio,

el músculo será arrinconado

en estanterías lastradas con polvorones

camino de su tumba.


Moriré si es preciso pero sin duda lo lograré.


Mientras plasmaré el número cordobés

en aquel cenicero

que quiero lleven los hoplitas

en lugar del cuero atado a sus cinturas.

Cerraré los ojos

y acariciaré mi nuca

para que cuando llegue el momento

nada me sea ajeno,

extraño a mis columnas.

miércoles, 22 de julio de 2009

De chumberas y mesas



Acariciar un cactus jamás es peligroso,
ni siquiera lacerante;
lo que entraña grave riesgo
es destripar adjetivos
como quien revienta calabazas
en primavera.

Las empinadas paredes,
repletas de chumberas,
han sido una y mil veces pulpa masticada;
su orientación
nunca las permitió perder de vista
el pico donde crecen espárragos silvestres
al amparo de los vientos.

Eterno círculo donde disfrutar fumando
delgadas tiras de regaliz.

Sentarse en las cegadas escaleras
era normal al mediodía,
riegan aquellas losas
los reflejos de glotis y escobas
que, tiempo atrás, firmaron la gloria
a cambio de un pasaje
al infinito
intuido apenas.

martes, 21 de julio de 2009

Nostagía de un tiempo donde para
ver amanecer no pensaba en madrugar

Era Octubre. Lo es todavía en mis dedos
cuando recuerdan
la trompeta rabiosa,

¡ah!,
tu garganta imitando en la recámara
de aquel hotel.

Era Octubre. Lo es todavía en mis ojos
viendo
florecer
las fresas
en tu ombligo

que llamaban al derroche
en aquella habitación.


Era Octubre. Lo es todavía en mi lanza

cuando traspasa
el lirio embravecido
de tu esencia
que desde entonces vive

en este despertar.



Era Octubre...
Era Octubre...
Era Octubre...

Y ahora jamás será otro mes hasta que regreses.

lunes, 20 de julio de 2009

Kyrie



El hueco de tu forma pelea contra si mismo,
un paisaje nevado cruza la pared,
los tenedores estiran divergencias
recitando el nombre de las estrellas.

Un ojo duerme.

Busco la sombra del sauce
mientras pienso en todos los sentidos
que una mañana
trocó en despeinados rizos de azufre.

Perfumo mis muñecas
destinadas a tributar como rayos de hierro,
paseo mis caderas
inacabadas desde tu aliento,
escucho en silencio
como trasiegan con inanes lechuzas
y el centenario olivo
me cuenta porqué se vistió así
para pasear en los medios.

domingo, 19 de julio de 2009

¿Repetidos? No hay dos caricias iguales





Esta semana vuelven a acariciar el alma de este blog y de su autor tres caricias. Quiero resaltar que aunque los premios sean repetidos, las intenciones no lo son. Cada vez que alguien se acuerda de otra persona con cariño en algún sitio debe encenderse una lucecita, una estrellita o saldrán polvos mágicos de algún ala.

Las tres amigas que se han acordado de mí son *LUNA, Anouna y Milagros. ¿Qué más decir de ellas que no haya dicho ya? Son tres grandes personas de las que tengo el honor que me lean, que se molesten en dejar un comentario, de abrir su corazón a menudo... Gracias y mil veces gracias.

viernes, 17 de julio de 2009

Haz



Los pájaros siempre vuelan a la izquierda
ni remansos ni pozos
ni trocitos de hormigón con galas descompuestas,
vuelan bajo un sol sin tabernas.

Destellos de flechas rojas
retazos de fiereza
tropezones de piel morena
barbitúricos bajo la mesa

y los pájaros volando siempre a la izquierda

Vuelvo a ponerme bajo las ramas
que acarician mi gestual presencia,
intento que el sol no ahogue
debajo de palmeras
debajo de tilos y madreselvas.

En mi mano izquierda un breviario,
en la derecha hinchazones
que me gritan
desde un lienzo azul y blanco
frases preñadas de inocencia,

los pájaros siguen siempre volando a la izquierda.

jueves, 16 de julio de 2009

Envés



La plata de los azules rompió al atardecer;
las azucenas, de día, rondan huecas
ya no acarician tobillos,
y el espejo de las lagunas
trina aguardiente helado como desmayada espuma;
espuma que respira en ollares blancos,
níveos,
arrastrando el oro de los valientes
desde el turquesa al añil.

¿Cuántos ojos tiene el bardo sin casco en la estaca?
¿Cuántas noches bebió la lluvia de Bootes?
¿Cuántos trasuntos perlaron sus amapolas de fuego?

Hoy, oigo otra vez la mazurca
que bailó aquel arenero del alma,
siento el rayo de la rueda inscrito
en infinitas soluciones,
apoyo la pasmada bisagra
en las cuerdas del infinito
sentado
en postales antiguas
leyendo
violines delgados como cinturas.

miércoles, 15 de julio de 2009

Melocotones de perfil



Deslizarse entre porcelana árabe
causa hinchazón en volcanes de marfil,
olvidamos como se pinta un dragón
y como se anudan las vocales.

De seguido
las uñas camelan polisones decadentes
en paisajes trenzados a la risa,
las bombillas recuerdan caravanas teatrales
en medio de la estepa acuciada,
las baldosas se anudan pañuelos con flecos
bailando con los deshuesados membrillos.

Cenaré hojaldre relleno de mil lagos
y retales de uvas pasas,
levantaré la ceja con cuidado
de no caer de espaldas,
vestiré mis sienes con tres bendiciones
en forma de brevas bravas,
pasearé descalzo entre el mijo
esperando la miel abotonada,

mientras,

sé quien soy,
mi imagen me acompaña.

martes, 14 de julio de 2009

Jardín inconcluso



El espejo derrocha balas de azogue
el humo me lava la cara,
las ramas del almendro sueñan
bailar alegres y tocar palmas,
las hojas del centenario olivo
se peinan al medio la raya,
los pétalos, sin color, de la acacia
envidian a mi perrita blanca.

Mi mejor amigo me mira, sonríe,
se lava las pestañas;
los baldaquines, siempre jóvenes,
me hablan de cuando cien señores bailaban
delante de la procesión,
vestidos de holandas y tafilete
danzaban, danzaban y danzaban.

El granado, el mandarino, el manzano
juegan sin parar a las cartas,
los ramos de clavelinas
trepan por todas las espadas,
el mirto, la yerbabuena
bañan al romero, a la albahaca,
la menta y la dama de noche
se esconden cuando el sol raya.

El perro, que fuma Alhambras,
vela a las cinco de la madrugada,
montado en un dragón
vuela el guerrero de la Coraja
en lo alto de un cerro
le saluda, mil años después,
la sangre de los Nefza avara.

Los postes de telégrafo
arañan la tierra blanda,
los pendones que no fueron
arreglan las mamparas.
Y en donde estuvo la era
sueña una cigüeña negra
con un puré de castañas.

lunes, 13 de julio de 2009

Susurros



Cuando el racimo nos canta bajito,
en los mismos centros,
descarnamos al azulejado erizo
y entendemos que la oronda forma del ombligo
es tan solo un respingo travieso,
un roto en algún sistema de luces.

La vidriera emplomada recita seis flores,
azules como caballitos de mar,
surgen desde el fondo hasta el vértice
las esferas que nunca hollaron
más que nieve engominada.

Paseo por los códices y con la flecha
intento fundar un árbol transparente;
descubro en la trama del tapiz
una esquirla que tal vez fue delfín,
desarropo al caracol que inunda túneles
con su hilo de plata
y recibo
en la frente bendiciones
que aletean por mi ancha espalda.

domingo, 12 de julio de 2009

Dos nuevos halagos...de todo corazón, gracias



Dos almas que reconfortan se han acordado de este servidor para honrarle con otros dos premios. Es siempre un placer que se acuerden de uno, más si nos conocemos de tan poco como es el caso. Ahora no miento si os digo que creo merece la pena entrar en sus respectivos blog's y echar un ratito con sus entradas, llenas de magia, llenas de candor, llenas de silencios que hablan.

Una y mil veces, gracias LuNiTa, gracias JR

viernes, 10 de julio de 2009

A fe mía


Nadie encuentra lo que no está buscando
Poldy Bird

Creo en todas las frases
que unas lágrimas de sangre
pronunciaran,
creo en todos los adjetivos
que a letras de fuego
marcan la espalda.

Creo en todas las ilusiones
que desde una nube
se lanzan sin paracaídas,
creo en todos los adverbios
que aran los campos
de la duda.

Creo en todo lo que toca
la oculta razón de la alegría,
creo en todo lo que sube,
en lo que baja
y subirá otro día.

Creo en los amigos de mis amigos
que por ellos
el alma se dejan,
creo en ellos ciegamente
aunque
míos no lo sean.

Creo en todos los milagros
que cuentan cazadores
de segundos,
creo en todo sustantivo
que troca
el pensamiento oculto en transparencia.

Creo en los que tocan el cielo
masticando pulpa
nunca antes intuida,
creo que cuando algo se derrumba
la fe en la palabra
lo devuelve a la vida.

Creo en la fuerza de lo oculto
creo en quien lucha por si mismo
creo en los puntos que suturan
los golpes, las heridas.

Creo en la compartida presencia
creo en la desbocada historia
creo en cancioneros nunca escritos
creo, sí, creo en la memoria.

jueves, 9 de julio de 2009

¿Cenamos?

...
Que cada cena sea tu última cena
...
Deslizas con descaro una flor entre mis ojos
la colocas en el ojal de mi chaqueta
esponjas con deleite tu cabellera
ajustas esa falda con raja hasta la cadera.
Calzas tus zapatos de un negro que espeja
perfumas mis sienes, mi cuello,
mimas con detalle las arrugas de tu blusa
en tus ojos brillan primaveras,
estás atractiva, estás elegante.

Me miras, te miro
me acerco, te acercas
sonríes a la vez que mueves la cabeza
y señalas el reloj, es tarde,
sobrarán horas después de la cena.

Un candelabro a cada lado de la mesa
en el centro un ramo de flores
los cubiertos en las cabeceras.
Retiro la silla para que te sientes
ocupo mi sitio
me haces un mohín juguetona
reímos derramando vino en el mantel
se me hace interminable la espera.

Soñamos despiertos
la charla es amena
de postre jerez y pasteles
después
¿a quién le interesa?

miércoles, 8 de julio de 2009

Este, ese, aquel

Gracias Julia

Lenguaje, eres demasiado estrecho
y demasiado débil para consolarnos;
Jhon Donne

Aquellas nieves se bebieron la sangre
este volcán esculpe tizones en el cielo raso
aquel agorero obtuvo tres pitones inconclusos
este humo escarba en el fuego
aquellas nubes perdieron su rumbo
este termómetro busca desesperado el mercurio
aquellas rejas rematan en punto de luz
ese bastón de cuerda y lazos rojos cayó al suelo
aquel breviario escapó del infierno
este rompecabezas sólo le armas tú.

Y las horas no se ponen de acuerdo
y las amapolas tornaron al bar de la esquina
y las barandillas utilizan frondosos pañuelos
y las raíces se ponen sombrero.

Aquellas rejas desconsoladas viraron en el cruce
esas líneas de electricidad buscan consuelo
aquellas ramas de acebo suben al Parnaso
este abanico se viste de caramelo
aquella promesa de ángel se calzó los tacones
esta caja sin tapa la cosieron con lino
aquella pregunta se maquilla la espalda
este lábaro se deslizará en busca de su contrafuerte
aquellas flores jugaron a la ruleta, al rojo,
ese pintor sudoroso ordeña barbas y piojos
aquellos tallarines en rosa se convirtieron
esas encías reclaman perros con alas
aquellas balandras rezan a los titiriteros
esos dientes se acercan al mismo límite
aquel encuadernador roció relojes con tejado
estos mantos ambarinos despertaron lebreles
aquella rosa misteriosa se vistió de tul.

martes, 7 de julio de 2009

Juegos


Son palabras que todos repetimos sintiendo
como nuestras, y vuelan. Son más que lo mentado.
Son lo más necesario: lo que no tiene nombre.
Son gritos en el cielo, y en la tierra son actos.
G. Celaya

Aproximas la juntura de la esencia
a través de la pared, a través de la puerta;
todo nos conduce hacia nosotros
ahora es ahora, nunca un momento fue otro.
Mis ojos te miran como dos potros pendencieros,
mantengo quietos los brazos
mantengo quietas las manos,
contengo y anhelo.

El nunca ha calado tan hondo
que no me muevo, cierro los ojos,
me dices que te mire bien de cerca
arrancas mi aliento, arrancas mi pena.
Descubres delicadamente el hombro derecho,
diriges mi mirada a tus pies
diriges el calor a tu piel
sujetas con vehemencia el cabello.

Me hiere el brillo de tus pupilas
el fulgor de tus negras pestañas
el color que dio sentido a mi vida,
el sabor de tu voz apenas susurrada.
Sonríes apenas, sabes de mi esfuerzo,
sabes que mis labios lloran
sabes que mis dientes aguardan
insinúas tu silueta con un movimiento.

Persigues mis dudas con lascivas agujas
acaricias mi moral con tus labios ígneos
aprisionas todo el aire en suspiros de fuego
y respiras desde mi nariz,
de tu cuello bebo.
Bajas de los zapatos de tacón
te acercas contoneante, a tan solo un metro,
sin importancia dejas ver tu hombro izquierdo
te das la vuelta, muero en silencio.

Y ese perfume me da una bofetada
sabes que me exalta, sabes y no callas,
pero ni siquiera has abierto la boca
tu cuerpo habla por ti, tu cadera desbordada.
El ceñido vestido me llega tan adentro
que cuando palpas la cremallera
y la bajas saboreando el momento
ya no tengo más fuerza
escapar (¿de qué peligro?) no quiero
y desemboco en tu cuerpo.

lunes, 6 de julio de 2009

Desterrando el tiempo


(escultura de Miquel Gozalbo)


El tiempo, desterrado del tiempo,
dibuja rojas letras
en la plata del espejo.
El alboroto acumulado en mis venas
planta ciegas luces
en el pasillo, en la cena,
luces que guían hasta la puerta.

Hoy te eriges en ceremonial vampiresa
tejes con perlé y algodón egipcio
certera red para mi cabeza
de bucanero antiguo
sin parche en el ojo ni pata de palo
¿para qué los quiero?
Siempre fui hermano de mi hermano.

Me sorprendes atando mis muñecas
con rasgado raso
al hierro de la cabecera.
Atas mi cuerpo, atas mi esencia,
atas mi más escondido yo
atas las misma entretelas.
Quieres que juguemos a la vida y la muerte,
a la chispa que ilumina
a la vez que quema,
a la verdad de esta vida
que se esfuma como una vela.

La cera ardiente esparces en mi pecho,
como está perfumada
aspiro la fragancia, no me quejo,
el fuego purifica la esencia;
acaricias mis huesos con tizones bermejos,
la piel se fundió,
se escurrió entre tus dedos,
se perdió aquella tarde en la verbena.
Las paredes pudorosas se tapan los ojos,
el armario se vuelve contra la pared,
algunos cuadros dan la vuelta también,
se creen eternos, se creen de vuelta.

Y aprisionas con temblor el tejido
de mis ríos rojos
de todos mis sentidos
de mis más profundas condenas.
Nunca embriagó tanto un licor
nació en mis labios
junto a las frambuesas,
nació en el mismo centro de tu cabeza.

Y así logramos
romper el cristal del reloj
ver llorar el alba
hacer bailar al mismo sol
agarrar la túnica de aquel dios menor
intuir todas las certezas.

domingo, 5 de julio de 2009

Y más premios... mil gracias





Esta semana recogí cuatro premios. Tres compartidos, no por ello se diluyen brillan lo mismo que los indiviuales, uno entregado de corazón y recibido con el corazón. El orden es casual.

Floz, desde su blog Las estupideces siguen insistiendo, se molestó en preparar el premio al Blog Delirio para sus seguidores, entre los que me incluyo. Premio al delirio ¿algo definiría mejor mi blog? Además, Floz es subrrealista como sólo se puede ser a su joven edad, se bebe la vida a grandes tragos y me recuerda a tantas amigas de mi juventud. Sigue así, no cambies.

Arwen, en su blog El universo de Arwen, nos dedicó a todos sus seguidores el premio a la Amistad (la mayuscuala es adrede). ¿Qué decir de Arwen? Seguramente la conoceréis todos, a los que no la conozcan aún los recomiendo la entrada de esta semana "El miedo y la magia". Así es Arwen, un primor.

Luna, Poemas de Luna, nos dedicó un montón de premios a todos sus seguidores esta semana. El premio a la Amistad y el de Letras Mágicas me los traigo, con todo el cariño. Luna, otro alma que está por encima de la mayoría y que enseña tanto con su estar. Además desde que conoció un lugar lleno de poemas de Desconocido tan bonitos pues cautiva aún más. No cambies Luna, eres un soplo de aire fresco cada día.

Manuel Angel, desde esa libro sin páginas reales (aún) que es su blog Mis versos de amor van al viento, se acordó de mi y me regaló el premio Letras Mágicas. Mágicos son tus versos, mágica es tu manera de ver la vida, mágica es tu grandeza Manuel Angel. ¿Sabes que me ha llegado al mismo corazón tu sonrisa en forma de premio? Ahora ya lo sabes.


viernes, 3 de julio de 2009

Pensamientos



El color de la llama
trastocada en seda
el abrazo del viento
enterneciendo la espera
esplendor de la nieve
subyugando sorpresas
el sabor de lo oculto
degustado con fiereza
el calor del momento
triturando acuarelas
resplandor inconcluso
revolviendo con fuerza.

Y yo vestido de colores,
de mil colores,
no hago caso al reparo
que cubre tu cabeza;
me adentro en tus ojos
me apropio de la certeza
que desnuda tus pies
debajo de la mesa.

Acaricio lentamente el tobillo...
..., ..., ...
...
recoges la caída servilleta
y posas tus mariposas de fuego
en mi alterada sangre,
en mis venas.

— ¿Con leche?
—¿El café?
—Sí, claro.
—¡Huy! ¿en qué estaría pensando yo?

¡En qué estaría pensado ella!

jueves, 2 de julio de 2009

Piel, sudor, ...



Piel,

cada segundo que pasa es piel
que se vierte en mi interior
como luz que ciega ansiosa
por salir de su centro
por llenar el fruto abierto
por aquietar alfabetos
por insinuar bocetos
hablando desde el envés.

Sudor,

palpar la esencia del sudor
que acaricia justo el nervio
como seda como lanza
por ser puerta al infierno
por fluir siempre denso
por regalar disparaderos
por provocar desasosiegos
que acarician el olor.

Deseos,

engendrar ciegos deseos
que invocando edénicos
como cráteres explosionan
por aniquilar desde dentro
por reducir lo incorrecto
por desear lo extenso
por llenar todo de fuego
que provoca a la piel.

miércoles, 1 de julio de 2009


El vino entra en la boca
y el amor entra en los ojos;
esto es todo lo que en verdad conocemos
antes de envejecer y morir.
Así llevo el vaso a mi boca,
y te miro, y suspiro.
Willian Butler Yeats



que lanzas al cielo sedas blancas,

que ronroneas cuando duermes,

que al viento increpas enojada.




que las cerezas cubren el firmamento,

que el melocotón canta a la escarcha,

que la comezón consume la albahaca,

que el romero de mi jardín me dicta,

que incluso las llamas llaman,

que la caricia de una hoja, mata.







¿acaso puedo saber algo?

¿acaso se puede asir nada?

¿acaso ese fuego de tus ojos
prende a Venus amortajada?