jueves, 21 de enero de 2010

Ante el espejo




Ante el espejo la impaciencia
el no aceptarse en cualquier plenitud
sabiendo que nada es perfecto
¿para qué derrochar en tacones si se es enano?
Todo huye hacia el punto en que nos situemos
el tiempo en sí mismo es otra mentira
el espacio se recrea en el fondo de un espejo
de nada sirve levantar las faldas a la nimiedad
sentado en medio de la habitación
observo como un escultor es besado por su obra
un fuerte fogonazo naranja
destella sobre una pared impoluta como el alma de un bebé
la acacia desgrana sus frutos (un desnudo total)
la ciudad es un enjambre sin abejas pero con colmenas
dos violines caminan sujetando un bastón vegetal
una mujer en el taller reza con su mirada
mientras otra atiza el brasero
la humedad del mar se siente en todos los huesos
avanzaré entre todos los crujidos de la madera
hacia el desenlace que nutre la mirada absorta.

32 comentarios:

Alijodos dijo...

Si no nos queremos a nosotros mismo no podemos querer a los demas y por mucho que nos miremos...un gran escrito manolo como siempre...Un abrazo...

Paco Alonso dijo...

Tus letras bellamente conjuntadas alegran la mañana de quien se acerca a tu espacio.
Gracias por compartir.

Cálido abrazo.

anabel dijo...

Me ha hecho sonreir ver que los dos, esta mañana, andábamos mirándonos al espejo.
A veces cuesta aceptar lo que el espejo nos muestra, pero la realidad está en nuestros ojos, de ahí sale el optimismo o la desesperanza con que nos miremos.

Un abrazo.

Mª JOSE dijo...

LA ACEPTACIÓN HACIA UNO MISMO ES EL PASO HACIA LA FELICIDAD.
BESOS Y GRACIAS... SIEMPRE.MJ

una más... dijo...

Menudo mundo, ese el que habitas..
Hay comparaciones que no entiendo aún así me ha encantado, la foto q lo acompaña también.
Un beso detrás del espejo. :)

ana sáenz dijo...

a veces el espejo nos regala una imagen distorsionada de la realidad

un abrazo, manolo

Ana dijo...

Ay Manolo...Que yo uso tacones, pero no soy enana, jajajajaja...Fuera bromas, tu poema, como siempre, impresionante...

Muchos besitos Poeta.

impersonem dijo...

De la observación nace la reflexión... de la reflexión la conclusión... de la conclusión la determinación... y así vamos avanzando hacia el error o hacia el acierto por el tupido (a veces estúpido) mundo en el que habitamos, acomodándonos o huyendo del molde de las costumbres, de los prototipos o estereotipos...

Como dice un dicho: "Cada uno es cada uno y cada seis media docena".

Abrazos.

SIL dijo...

Soberbios versos.
Sublimes.
Cada línea es un diamante sin cotización posible.


Nada más por agregar.
Un beso ante el espejo...Poeta único.

Antoñi dijo...

Difícil lo veo encontrar la mirada absoluta, por mucho que se avance hacia ella. La mirada es hermosa, por su grandiosidad desmedida, rica en matices que hechizan en la incapacidad por descifrar, solo hay un matiz absoluto en algunas, la paz que transmiten y esa nos confunde mucho más.... En lo de los tacones si estoy de acuerdo... En mi metro setenta y uno, mi madre sostenía que yo no necesitaba zapatos de tacón porque parecería un estandarte, el zapato es necesidad y su forma, adorno, si eres demasiado bajo, tus zapatos de tacón extremado destacan más que tu, mas altura acaban siendo parte figura... Creo que me fui por los cerros de Úbeda, tu poema en si es pura reflexión, con metáforas para quitarse el sombrero.... Besos,,,Antoñi

*Luna dijo...

Hola cielo como siempre un estupendo poema
un beso

Marinel dijo...

Se es ko que se es,y por mucho disimulo que empleemos en busca de ser diferentes (a veces erroneamente)seguiremos siendo lo que somos.
Mirarse al espejo es bueno,sobre todo si se tiene conciencia de que nos mostrará el lado opuesto al que miramos...
Excelentes,com siempre.
Besos.

Maat dijo...

Hola Manolo.

Tu poema me ha llevado a una reflexión creo que demasiado profunda, pero como me ha surgido al leerte, te la cuento. ¿Imaginas si tuviesemos la oportunidad de poder ver reflejada nuestra alma en un espejo? Seguramente nos convertiríamos en acacias desgranadas, sin duda alguna.

El poema de hoy me ha encantado, Manolo. El primer paso hacia esa felicidad tan huidiza es aceptarnos tal cual somos...

Me ha gustado mucho la metáfora de los violines.

Te dejo un abrazo grande.

Maat

kalima dijo...

Aceptarnos tal cual somos es el primer paso para que nos acepten los demas, a partir de ahí, comenzaremos a ser felices, a ser las abejas que pueblen las colmenas en que estan convertidas nuestras ciudades.

Quizás mas de una vez debiéramos de mirar la cara oculta que nos muestra nuestra figura en el espejo.

Un maravilloso post el de hoy, que incita a una gran reflexión.
Un afectuoso saludo

HARGOS dijo...

maestro prometo estudiar mas, pero como megusta tu forma metaforica de escribir, un abrazo

Mª Teresa Alejandra Francesca dijo...

Avanzando siempre, Manolo, no lo dudes.

Gracias por tus palabras escritas en el delfín, menos mal que no me has comentado la entrada última, "la inocencia", tenía bastantes erratas, estaba cansada, pero necesitaba como válvula de escape escribir.

un abrazo paisano, buenas letras como siempre.

Maite

Lucero dijo...

En este Jueves.. paso solo a saludarte y desearte un bello fin de semana.

Sabes....
¿Con qué se alimenta una flor?
Con muchas gotitas de amor...
Grandes partículas de amistad...
Gran dosis de paciencia...
Y sobre todo; con infinitas dosis de humanidad.
Tú eres la flor de mi amistad...
¡No la dejes secar, por favor!

Gracias por tus comentarios besitosss

Anouna dijo...

Bellamente dicho, ese instante de tanta entrega, con una pasión que se desborda.

Tienes una maestría excelnte para ir describiendo en metáforas, las sensaciones que se van vertiendo en medio de esa habitación.
Sobre todo me gustó esos dos violines que caminan sujetando un baston vegetal, increible.

Aceptarse, esa la la razón de tanta libertad, ya sabemos que el tiempo no importa, ya que a veces se puede imaginar y crear nuevos tiempos, que son incluso mas verdaderos que los reales.

Un gran abrazo, admirada y sorprendida de tu genial espejo.

Anouna

Abismo dijo...

Empezar a mirarse en el espejo, de fuera, reconocerse y ser uno mismo!
Es el principio... muy bien escrito

Besos desde el abismo

Un Colibrí Viajero dijo...

Reflexivo y profundo, como todo lo que de tus manos se expresa, maravilloso camino interiro, un cálido abrazo poeta, un beso.

Cele dijo...

Aceptarse y quererse como eres, el gran secreto.
Como siempre magistral.
Un abrazo

Darilea dijo...

Bellísimo lo que se puede esculpir con las palabras.
Un besito.

Cordelia dijo...

el espejo puede ser un tirano pero más pueden serlo los ojos con los que nosotros nos miramos

ahora me voy al brasero, éste no es de picón y no hay que atizarlo pero el otro es mucho más bonito

Liliana G. dijo...

No importa que los crujidos de la madera se hagan sentir, si no avanzamos nunca llegaremos al desenlace. Somos lo que somos y nadie lo puede cambiar, es espejo es testigo mudo de los defectos que no asumimos.

Muy bueno, Manolo, muy bueno.

Besotes

Arwen dijo...

Me has hecho reflexionar mucho querido amigo...porque ponernos tacones si somos enanos, interpreto porque querer ser mas de lo que somos...si ya somos especiales y valiosos...excelente querido poeta...millones de besitosss...

medianoche dijo...

El espejo es mentiroso cuando lo consultas, pero si te ve pasar y no preguntas, te dice que sos hermoso/a, muy bueno.

Besos

KUBAN dijo...

Excelente, amigo, excelente una vez más. Un abrazo.

Laperraseescapó dijo...

He quedado pensando una vez más....
Como cada vez que me acerco a tus palabras.
Gracias por el transporte a lugares inexplorados.
Besotes Manu.

Poetiza dijo...

Me gusta verme al espejo, y me gusta lo que veo. Lindo leerte, besos, cuidate Manolo.

Julia- Ch dijo...

Leo tu poema y medito.... es cierto que somos lo que somos y somos como somos... hay que quererse a uno mismo aceptarse porque sino dificilmente podremos querer a los demás y aceptarlos tal cual son. Me quedo reflexionando Manolo... un abrazo.

Krlos Reyna dijo...

Ni idea, yo me pregunto más bien por qué usar tacones si ya se es altísima jajajaj tengo una amiga que es asi :D lol, nos hace ver a todos enanos

Un abrazo =)

Sensaciones dijo...

no tengo perdón...no te había leído...ya me vale!!

cómo me iba a perder ésto?
soy bajita y me encantan los tacones...jajajjaja

ains...Manolo...esa humedad del mar que se siente en todos los huesos...cala, cala hondo

Un beso enorme!!