martes, 20 de enero de 2009

A veces


A veces reniego de mi existencia,
A veces reniego de la tuya
A veces me asustan mis sentimientos
A veces luchas como ninguna.

A veces, solo a veces,
Siento las manos vacías, y las tuyas
Rebosan de sentimientos
Que viertes cuando me acunas.

A veces, solo a veces
Reposo mi cabeza en tu nuca
Y escucho tu canción
Sin música, sin letra, pero como ninguna.

A veces, solo a veces
Lucho contra ti desnuda,
Desnuda de convencionalismos
Vestida con traje de luna

Y me vences, y me ganas,
Y me arrastras a tus dunas.
A tus montañas cambiantes,
Perennes, ignotas por mil y una

Razones que nunca alcanzo
A descifrar, ¡que hermosura!
Y me siento como un niño
Al que tu voz susurra
Razones para dormirse
Y no despertarse nunca.

De un imperfecto a su amor

1 comentario:

hargos dijo...

la imperfeccion , las ganas y las luchas son lo que animan a seguir